Skip to main content
Newsroom Press release

Open Society Foundations ayuda a las personas más afectadas por la pandemia COVID-19

NUEVA YORK—Las Open Society Foundations donarán más de 130 millones de dólares para combatir los estragos de COVID-19 en todo el mundo, concentrándose en la prestación de ayuda inmediata a las comunidades vulnerables y en la lucha contra la intrusión de los gobiernos en las libertades políticas.

El compromiso de Open Society incluye una respuesta rápida a nivel local, donde muchos de nuestros empleados viven y trabajan, desde Berlín a Londres, pasando por Ciudad de México y Río de Janeiro, hasta Ammán y Ciudad del Cabo. La mitad de la respuesta inicial de Open Society a COVID-19 se destinará a los Estados Unidos, que han sufrido el mayor número de muertes confirmadas hasta ahora, y donde la desigualdad sistémica tendrá profundas consecuencias globales en los años venideros. A medida que el virus se propague por los continentes focalizaremos nuestros esfuerzos también en el Sur Global, en particular en los países donde instituciones débiles hacen frente a un desastre tanto de sanidad pública como económico.

Nuestra ayuda se dirige a las personas que corren mayor riesgo, incluyendo a los trabajadores en sectores informales, de salarios bajos y en la “gig economy” (plataformas de trabajo por encargos); a los refugiados, los migrantes y los solicitantes de asilo; a los grupos desfavorecidos como los gitanos en Europa; a las personas sin hogar; a los trabajadores en primera línea de la Sanidad y a los cuidadores; y a las personas detenidas y encarceladas.

“La escala de esta pandemia ha puesto al descubierto las fallas e injusticias de nuestro mundo”, dijo George Soros, fundador y presidente de las Open Society Foundations. “Hemos perdido la oportunidad de crear una economía más justa después de la crisis financiera de 2008 y de proporcionar una red de seguridad social para los trabajadores, que son el corazón de nuestras sociedades. Hoy en día debemos cambiar de dirección y preguntarnos: ¿Qué tipo de mundo saldrá de esta catástrofe y qué podemos hacer para que sea mejor?”

“Este es el primer paso de nuestra respuesta en curso para hacer frente a la dislocación económica y política provocada por esta enfermedad”, dijo Patrick Gaspard, presidente de las Open Society Foundations. “Nuestros esfuerzos para aliviar esta emergencia van dirigidos a apoyar a nuestros beneficiarios para que la ayuda llegue de manera inmediata a aquellos que no pueden acceder a ella a través de los sistemas gubernamentales. Además, e igual de importante, queremos asegurarnos de que los centros de poder nunca más permitan que aquellos que son la columna vertebral de nuestras economías sufran en la sombra”.

Profundamente preocupada por las graves amenazas a la responsabilidad democrática y a las libertades individuales, la Open Society también financiará a los socios que están desafiando las violaciones de las libertades políticas mientras loslíderes toman medidas para suspender el acceso a la información, hacer retroceder los derechos sexuales y reproductivos, extender la vigilancia más allá de los medios de la sanidad pública y buscar chivos expiatorios a quienes culpar, explotando la pandemia como un medio para tomar el poder sin restricciones.

Los elementos específicos del paquete de financiación incluyen:

  • Cerca de 42 millones de dólares para que nuestros asociados mundiales apoyen a los trabajadores con bajos ingresos, incluyendo los de sectores informales, a los cuidadores y a los indocumentados; protejan a los refugiados, los migrantes y los solicitantes de asilo; y les proporcionen acceso a nuevas vacunas y tratamientos, independientemente de la situación económica o de la ciudadanía.
  • Se destinarán 37 millones de dólares a iniciativas de apoyo a los trabajadores y sus familias en la ciudad de Nueva York, sede de la oficina más grande de la Open Society, y 12 millones de dólares contribuirán al alivio de emergencia para trabajadores vulnerables en otras muchas ciudades y estados de los Estados Unidos. 2,5 millones de dólares financiarán esfuerzos comunitarios adicionales en Baltimore, Puerto Rico y Washington, D.C., comunidades con las que trabaja la Open Society y con las que las mantiene profundos vínculos. 
  • 9 millones de dólares para la lucha en curso para poner fin al uso excesivo del encarcelamiento y detención obligatorios en todo el mundo, que tendrán un impacto catastrófico sobre la salud, incluyendo los que corren mayor riesgo en cárceles abarrotadas en los Estados Unidos y a lo largo de África, Asia, Eurasia y América Latina.
  • 3 millones de dólares para Europa, incluyendo Londres y Berlín, para grupos locales que luchan contra la desinformación y prestan servicios a las personas más vulnerables de las ciudades, como los ancianos. Budapest y Milán ya han recibido cada una más de 1 millón de dólares.
  • 3,5 millones de dólares para el África meridional, a través de la Open Society Foundation for South Africa y la Open Society Initiative for Southern Africa , a fin de apoyar los servicios de emergencia indispensables y el trabajo asistencial, y de impulsar una respuesta equitativa en materia de sanidad pública por parte de la sociedad civil, de los medios de comunicación, del gobierno y del sector privado.


Read more

Subscribe to updates about Open Society’s work around the world